jueves, agosto 17, 2006

Upppssssss!!

Palomo pasa la página del periódico (si, está siendo una mañana horrible, trabajo y más trabajo) y un escalofrío recorre su cuerpo:

SILLA ATRAPA LOS GENITALES DE UN BAÑISTA

- Glup!

Un croata se llevó una sorpresa desagradable cuando intentó levantarse del asiento y encontró sus testículos enganchados en ella.
Mario Visnjic se había bañado desnudo en la playa de Valalta, ubicada al oeste de Croacia. Sus genitales se habían contraído debido a las bajas temperaturas y se había metido entre los listones de madera de la silla.Pero luego, al tomar sol se expandieron hasta obtener su tamaño normal y quedaron del lado de abajo de las tiras de madera. Finalmente, llamó al servicio de mantenimiento de la playa desde su celular y le enviaron a un empleado para que corte la silla a la mitad.

2 comentarios:

Lechuza dijo...

No es por ser mala, pero que tamaño dice que tenían, que lo del frío no me lo creo mucho

Petirrojo dijo...

¿Qué cara se le quedaría al de mantenimiento? Tú estás tan tranquilo fumandote un cigarrillo en tu puesto de trabajo (seguro que en Croacia pueden fumar en el trabajo), y de repente, te llama el jefe que vayas a la playa y busques a un "pibe" con cara de dolor que se le han quedado los huevos enganchados en la tumbona, vamos, lo normal.

P.D.: Y luego dicen que el nudismo es algo natural (y peligroso...)